miércoles, 22 de septiembre de 2010

TECNICAS DE PROCEDIMIENTOS DE ENFERMERÍA

1. LAVADO DE MANOS
2. TENDIDO DE CAMA
3. SIGNOS VITALES

LAVADO DE MANOS

RESEÑA HISTÓRICA
.




Por generaciones el lavado de manos con agua y jabón ha sido considerado como parte de la higiene personal. Uno de los primeros en reconocer el valor del lavado y la limpieza de las manos para mantener una buena salud fue un médico judío, cuyo nombre era Musaiba Maimum, mejor conocido como Maimonides. En 1199, dio esta lección: "Nunca olvide lavar sus manos después de tocar a una persona enferma".


2. FISIOLOGÍA

La Microflora de las manos:

El conocimiento de los microorganismos que se encuentran en las manos de los trabajadores de la salud es esencial para entender a cabalidad la principal etiología de las infecciones nosocomiales y desarrollar estrategias de prevención efectivas.

La piel consta de dos capas:

1. - La epidermis es la capa superior que consta de una capa cornea y una capa germinativa. La capa cornea conocida como Stratum corneum está formada por células muertas en forma de escala que continuamente se descaman a causa de la fricción, a medida que estas células se remueven son reemplazadas por células activas más grandes de la capa germinativa.

2. - La dermis está localizada bajo la epidermis y está formada por una materia conectiva, fibrosa y gruesa que almacena folículos pilosos, glándulas aceitosas y receptoras de presión.


3. DEFINICIÓN DE TÉRMINOS

FLORA TRANSITORIA: organismos que se han adquirido recientemente por el contacto con otra persona u objeto. Se adquieren a través del contacto con los pacientes o personal infectados o colonizados o con las superficies contaminadas. Los organismos varían y dependen de su origen. E coli, Pseudomonas, Serratia, Staphylococcus aureus, Bacillus gram negativos, Klebsiella pneumoniae y enterococci se encuentran temporalmente en manos de los trabajadores de la salud. Estos organismos sobreviven en la piel por varios periodos (desde unos minutos hasta varias horas o días)

FLORA RESIDENTE: organismos que viven y se multiplican en la piel y varían de una persona a otra, son por lo general, de baja virulencia y en raras ocasiones causan infecciones localizadas en la piel. La mayoría de los organismos residentes se encuentran en las capas superficiales de la piel, aproximadamente del 10% al 20% viven en las capas epidérmicas profundas y por lo general no son patógenos. Entre los organismos considerados como flora residente se incluyen los estafilococos de coagulasa negativa y “dipteroides”.

JABÓN ANTI-MICROBIANO: Jabón que contiene un agente anti-microbiano asociado.

LAVADO SOCIAL: Se define como un frote breve de todas las superficies de las manos con jabón, seguido de enjuague al chorro de agua. Su objetivo es remover la suciedad,

LAVADO CLÍNICO: se define como un frote breve y enérgico de todas las superficies de las manos con una solución anti-microbiana, seguido de enjuague al chorro de agua. Busca remover la suciedad, el material orgánico y disminuir la concentración de la flora transitoria, adquirida por contacto reciente con pacientes o fómites.

SANITIZACION: La higienización se define como un frote breve con una solución antiséptica a partir de alcohol y emolientes, buscando destruir los microorganismos de la flora bacteriana transitoria, adquiridos recientemente por contacto directo con pacientes, familiares o fómites y disminuir la flora residente. Siempre y cuando las manos se encuentren limpias y sin contaminación con material orgánico.

LAVADO QUIRÚRGICO: se define como un frote enérgico de todas las superficies de las manos hasta los codos con una solución antimicrobiana, seguido de enjuague al chorro de agua. Busca eliminar, la flora transitoria y disminuir la concentración de bacterias de la flora residente.


4. SOLUCIONES ANTISÉPTICAS

De acuerdo con las especificaciones de la FDA las sustancias que se utilizan como agentes anti-microbianos son:

· Alcoholes + glicerina: La mayoría de las soluciones con base alcohólica utilizan isoprophanol, etanol, n-propanol o combinaciones de dos productos en concentraciones de 65 al 90%. Posee el tiempo de inicio acción más rápido; no sirve para eliminar la suciedad.

· Clorhexidina: Preparaciones de gluconato de clorhexidina, en concentraciones del 0.5 al 1.0%. Posee un periodo de inicio acción intermedio y un efecto residual prolongado; Seis (6) horas. Se inhibe por surfactantes no iónicos, aniones inorgánicos y orgánicos.

· Clorhoxylenol: Sustancia fenólica con un sustituto halógeno su eficacia es buena aunque su mayor fortaleza esta en su poca absorción a través de la piel. Su concentración debe estar entre 0.3 y 3.75%.

· Yodo: Es reconocido como un excelentes antiséptico pero puede genera irritación de la piel. Las soluciones yodadas se presentan como una alternativa pero requieren una concentración de 8% en jabones y del 10% en soluciones desinfectantes.

· Triclosán: Sustancia no iónica que al ser integrada en jabones en concentración de 0.2 al 2% actúa como antimicrobiano.

5. CONDICIONES PARA EL LAVADO DE MANOS.

§ Durante las labores asistenciales, no se deben usar anillos, pulseras y relojes sin importar el material del que estén hechos.


§ No se debe usar esmalte, incluso el transparente.

§ Las uñas deben estar siempre limpias y cortas, aproximadamente 3mm o que no superen la punta del dedo.


§ No usar uñas artificiales.


. TÉCNICAS DE LAVADO DE MANOS

El lavado de manos es el más simple, económico e importante procedimiento, para la prevención de las Infecciones Intra Hospitalarias (IIH), logrando reducir hasta en un 50% las IIH, cuando se realiza el procedimiento de manera adecuada por todos los funcionarios.

a. LAVADO CLÍNICO.

OBJETIVOS

Remover la suciedad, el material orgánico y disminuir la concentración de bacterias o flora transitoria, adquiridas por contacto reciente con pacientes o fómites.

TÉCNICA:

§ Usar agua y jabón antimicrobiano liquido (3 a 5 ml)

§ Mojar las manos con agua, use 1 aplicación de jabón, fregar enérgicamente por 10-15".

§ Cubrir todas las superficies de manos, dedos y uñas, llegando hasta 10 cm por debajo del pliegue de las muñecas.

§ Enjuagar con abundante agua

§ Secar con toallas de papel desechable.

§ Usar la misma toalla para el cierre de la llave para evitar la recontaminación

§ El tiempo total para el procedimiento es de aproximadamente 30” segundos


SITUACIONES INDICADAS:

· Al llegar y al salir del hospital. (II)

-Antes y después de los siguientes procedimientos:

· Procedimiento invasivo como colocación de un catéter vascular periférico, catéter urinario o toma de muestras, etc. (IA)

· Medir presión nerviosa central o monitoreo de presión intra vascular (IB)

· Curación de heridas (IA)

· Preparación de soluciones parenterales (IA)

· Administrar medicación parenteral (IB)

· Aspirar secreciones de vías respiratorias. (IA)

· Administrar y/o manipular sangre y sus derivados (IA)

Antes y después de estar en contacto con pacientes potencialmente infectados. (IA)

· Después de hacer uso del sanitario, toser, estornudar o limpiarse la nariz. (IA)

· Antes del contacto con pacientes inmunodeprimidos por alteraciones en la inmunidad humoral o celular o con alteraciones de la integridad de la piel y mucosas (quemados, escaras, heridas), o con edades extremas. (IA)



b. SANITIZACION.

La sanitización es un procedimiento complementario para la adecuada asepsia de las manos, si previamente se ha retirado la suciedad visible, no se recomienda en caso de exposición a secreciones, excreciones y fluidos corporales


OBJETIVOS:

Destruir los microorganismos de la flora bacteriana transitoria, adquiridos recientemente por contacto directo con pacientes, familiares o fómites. Siempre y cuando las manos se encuentren limpias y sin contaminación con material orgánico.


TÉCNICA:

· Aplique y esparza 1 dosis de alcohol glicerinado en la superficie de las manos incluyendo el área interdigital por 10 seg.

· Deje secar al aire ambiente.


SITUACIONES INDICADAS:

No se recomienda en caso de exposición a secreciones, excreciones y fluidos corporales

· Antes y después de la preparación de soluciones parenterales (IA)
· Antes de administrar medicación parenteral (IA)
 Antes y después de medir presión venosa central o monitoreo de presión intravascular (IA)
· Antes y después de manipular equipos de respiración artificial. (IA)
Antes y después del contacto con pacientes inmunodeprimidos por alteraciones en la inmunidad humoral o celular o con alteraciones de la integridad de la piel y mucosas (quemados, escaras, heridas), o con edades extremas. (IA)

c. LAVADO QUIRÚRGICO.

OBJETIVOS:

Disminuir la concentración de bacterias de la flora residente y remover completamente la flora transitoria, adquiridas por contacto reciente con pacientes o fómites.


TÉCNICA:


§ Se usara agua y jabón antimicrobiano liquido (Clorhexidina).

 llave se accionara con pedal o con el codo o célula fotoeléctrica.

§ Mojar las manos con agua, aplicar el jabón, restregar enérgicamente por un periodo de cinco (5) minutos en el primer lavado y de tres (3) minutos en los lavados siguientes.

§ Cubrir todas las superficies de manos y dedos, llegando hasta encima del pliegue de los codos

§ Enjuagar con abundante agua

§ Durante el procedimiento se recomienda mantener los brazos hacia arriba favoreciendo el escurrimiento hacia los codos.

§ Se utilizara compresa estéril para el secado de manos, dedos y brazo.



SITUACIONES INDICADAS



· Antes de cada cirugía (IA)



· Antes de cada procedimiento invasivo con incisión en piel (IA)







7. OBSERVACIONES Y RECOMENDACIONES

1. En el lavado de las manos, lo que es más importante es hacer que los trabajadores de la salud vayan al lavamanos y no la técnica que se use o el agente que se seleccione.



Es de vital importancia la concientización acerca de los beneficios de realizar un adecuado lavado de manos y la higienización en cada actividad que realizamos con nuestros pacientes, por esta razón los coordinadores de áreas deben incentivar a su personal y buscar que se sigan las recomendaciones para manejo de pacientes, utilizando los recursos a su alcance como el ejemplo.



2. La transmisión cruzada de microorganismos capaces de infectar se puede presentar de paciente a paciente, y ocasionalmente también se puede ver afectado el profesional o lo que es peor su familia.



3. Hasta el presente los microorganismos han generado múltiples mecanismos de defensa, haciéndose cada vez más resistentes, PERO NINGUNO HA GENERADO RESISTENCIA AL LAVADO DE MANOS.


SIGNOS VITALES



Se denominan signos vitales, a las señales o reacciones que presenta un ser humano con vida que revelan las funciones básicas del organismo.



Los Signos Vitales son:



Respiración

Pulso

Reflejo Pupilar

Temperatura

Presión Arterial





Al prestar primeros auxilios es importante valorar el funcionamiento del organismo y detectar las alteraciones que son frecuentes en caso de accidentes; para ello es necesario controlar la respiración y el pulso.



La determinación de la temperatura y la presión arterial se realiza a nivel institucional, debido a que casi nunca poseemos los equipos para la medición de signos vitales. (Ya que por lo general no andamos cargando todo el tiempo el equipo necesario).



El control de la respiración y el pulso, además de ser necesario para determinar los cambios que se presenten como consecuencia del accidente, orientan al personal de salud para iniciar el tratamiento definitivo.



La respiración consta de dos fases:

La inspiración y la espiración



Durante la inspiración se introduce el oxigeno a los pulmones proveniente de la atmósfera y en la espiración se elimina bióxido de carbono.



En la respiración además de los órganos del aparato respiratorio, intervienen la contracción de los músculos del tórax y los movimientos de las costillas. Por eso en caso de lesiones a este nivel, es indispensable el control de este signo vital.



Cifras normales de la respiración

Hay factores que hacen variar el número de respiraciones, entre ellas:



El ejercicio; la actividad muscular produce un aumento temporal de la frecuencia respiratoria.

· El sexo; en la mujer la respiración tiende a ser más rápida que en el hombre



La hemorragia; aumenta la respiración

La edad; a medida que se desarrolla, la persona la frecuencia respiratoria tiende a disminuir.

Cifras normales son:



Niños de meses

30 a 40 respiraciones por minuto



Niños hasta seis años

26 a 30 respiraciones por minuto



Adultos

16 a 20 respiraciones por minuto



Ancianos

menos de 16 respiraciones por minuto





Procedimiento para controlar la respiración



Para controlar la respiración, tú como auxiliador, debes contar los movimientos respiratorios, tomando la inspiración y la espiración como una sola respiración.



Coloca al lesionado en posición cómoda (acostada) en caso de vómito con la cabeza hacia un lado.

Afloja las prendas de vestir.

Inicia el control de la respiración observando el tórax y el abdomen, de preferencia después de haber tomado el pulso, para que el lesionado no se de cuenta y evitar así que cambie el ritmo de la respiración.

Cuenta las respiraciones por minuto utilizando un reloj con segundero.

Anota la cifra para verificar los cambios y dar estos datos cuando lleves al lesionado a un centro asistencial o llegue el médico.

Pulso

Es la expansión rítmica de una arteria, producida por el paso de la sangre bombeada por el corazón.

El pulso se controla para determinar el funcionamiento del corazón. El pulso sufre modificaciones cuando el volumen de sangre bombeada por el corazón disminuye o cuando hay cambios en la elasticidad de las arterias; tomar el pulso es un método rápido y sencillo para valorar el estado de un lesionado.



Cifras normales del pulso

El pulso normal varia de acuerdo a diferentes factores; siendo el más importante la edad.



Bebés de meses

130 a 140 Pulsaciones por minuto



Niños

80 A 100 Pulsaciones por minuto



Adultos

72 A 80 Pulsaciones por minuto



Adultos mayores

60 o menos pulsaciones por minuto





Sitios para tomar el pulso



El pulso se puede tomar en cualquier arteria superficial que pueda comprimirse contra un hueso.



Los sitios donde se puede tomar el pulso son :



En la sien (temporal)

En el cuello (carotídeo)

Parte interna del brazo (humeral)

En la muñeca (radial)

Parte interna del pliegue del codo (cubital)

En la ingle (femoral)

En el dorso del pie (pedio)

En la tetilla izquierda de bebes (pulso apical)

Los más comunes son el pulso radial y el carotídeo.

Recomendaciones para tomar el pulso

Palpa la arteria con tus dedos índice, medio y anular. No palpes con tu dedo pulgar, porque el pulso de este dedo es más perceptible y se confunde con el tuyo.

No ejerzas presión excesiva, porque no se percibe adecuadamente

Controla el pulso en un minuto en un reloj de segundero

Anota las cifras para verificar los cambios.

Manera de tomar el pulso carotídeo

En primeros auxilios se toma este pulso porque es el de más fácil localización y por ser el que pulsa con más intensidad.



La arteria carotídea se encuentra en el cuello al lado de la tráquea, para localizarlo has lo siguiente:



Localiza la manzana de Adán

Desliza tus dedos hacia el lado de la tráquea

Presiona ligeramente para sentir el pulso

Cuenta el pulso por minuto

Manera de tomar el pulso radial

Este pulso es de mayor acceso, pero a veces en caso de accidente se hace imperceptible:



Palpa la arteria radial, que está localizada en la muñeca, inmediatamente arriba en la base del dedo pulgar

Coloca tus dedos (índice, medio y anular) haciendo ligera presión sobre la arteria.

Cuenta el pulso en un minuto

Manera de tomar el pulso apical



Se denomina así el pulso que se toma directamente en la punta del corazón. Este tipo de pulso se toma en niños pequeños (bebés).



Coloca tus dedos sobre la tetilla izquierda

Presiona ligeramente para sentir el pulso

Cuenta el pulso en un minuto

Reflejo Pupilar

Normalmente las pupilas se contraen al estímulo de la luz. Si ambas pupilas están más grandes de lo normal (dilatadas), la lesión o enfermedad puede indicar shock, hemorragia severa, agotamiento por calor, o drogas tales como cocaína o anfetaminas.

Si ambas pupilas están más pequeñas de lo normal (contraídas), la causa puede ser una insolación o el uso de drogas tales como narcóticos. Si las pupilas no son de igual tamaño, sospecha de una herida en la cabeza o una parálisis.

Manera de tomar el reflejo pupilar

Si tienes una lamparita pequeña, alumbra con el haz de luz el ojo y observa como la pupila se contrae.

Si no cuentas con una lamparita, abre rápidamente el párpado superior y observa la misma reacción. No realices esta maniobra si hay señales de heridas u objetos extraños dentro de los ojos.

Si no hay contracción de una o de ninguna de las dos pupilas, pudiera haber daño neurológico serio.









TENDIDO  DE CAMA







INTRODUCCIÓN




La cama de un paciente debe estar tan limpia y cómoda como sea posible. Ello requiere inspecciones frecuentes, para comprobar que las sabanas están limpias, secas y sin arrugas.

Las medidas higiénicas cubren muchas necesidades básicas que los pacientes no pueden realizar habitualmente por si mismos. La responsabilidad del personal de enfermería se centra en la valoración del estado del paciente, de sus hábitos de higiene personal y de su imagen corporal, y ha de promover la independencia y la participación en la asistencia sanitaria. El profesional de enfermería utiliza una considerable capacidad de discernimiento y planificación para anticiparse a las necesidades higiénicas del paciente, se adapta a los gustos del paciente al realizar el cuidado higiénico y se asegura de que el paciente se siente cómodo y seguro.






















ARREGLO DE CAMA CON PACIENTE





Definición

Es el procedimiento para poner o cambiar la ropa de cama, y en este caso por lo general, el paciente debe permanecer en ella continuamente, incluso cuando lo hace la hace la enfermera. Es importante que ella aprenda a cambiarla con suavidad y rapidez estando el paciente acostado. Los encamados a menudo están muy enfermos y esta contraindicada la mucha actividad.1



Objetivos

Preservar la energía del cliente y mantener su estado actual de salud.

Promover la comodidad del cliente.

Proporcionar un entorno limpio y ordenado al cliente.

Proporcionar una base de descanso uniforme y sin arrugas, minimizando así las fuentes de irritación cutánea.



PRINCIPIOS Y NORMAS

Conservar una buena alineación corporal.

Norma: El uso correcto de la mecánica corporal durante el cambio de ropa de cama evita lesiones en el personal de enfermería.

Utilizar los músculos grandes del cuerpo en vez de los pequeños.

Norma: En el primer caso se utilizan los músculos abdominales grandes y los glúteos, en tanto que en los últimos el esfuerzo es en los músculos de la espalda y el centro de gravedad queda fuera de la base de apoyo.

Trabajar con uniformidad y en forma rítmica.




Norma: Ayuda a reducir al mínimo la ansiedad y favorece la cooperación de los pacientes.

Tirar o empujar en vez de levantar.

Norma: Ayuda a realizar menor esfuerzo.

Al utilizar el propio peso para contrarrestar el de un objeto, disminuye la fuerza y la tensión.2

Norma: Ayuda a no hacer tanta fuerza con los músculos de la espalda y de los brazos.

Los microorganismos del aire pueden diseminarse cuando se agita la ropa de cama al arreglarla.

Norma: El poner esta ropa en un cesto o en una bolsa después de retirarla de la cama, disminuye la posibilidad de contaminación del aire.

Es indispensable el lavado minucioso de manos antes de arreglar la cama y depuse de realizarlo.

Norma: Para inicio y fin de cada técnica o procedimiento la enfermera(o) habrá de lavarse las manos.



Se debe retirar la ropa de cama de la habitación y de la unidad de enfermería de una manera coordinada para asegurase que otros no se expongan a infección cruzada debido al descuido o técnica deficiente.

Norma: El traslado correcto de la ropa utilizada reduce la transmisión de microorganismos.

En caso de infecciones que requieren aislamiento se necesita usar bata y guantes protectores durante el periodo de tendido de cama.

Norma: La enfermera deberá usar guantes y bata cuando haya riesgo de transmisión de microorganismos infecciosos.3


Equipo Necesario

Dos sábanas grandes

Una sábana travesera (opcional)

Una manta

Una colcha

Travesera a sábana impermeable (opcional)

Funda(s) para la(s) almohada(s)

Cesto portátil para la ropa sucia, si se dispone de uno.





TÉCNICA DEL PROCEDIMIENTO DE ARREGLO DE CAMA CON PACIENTE

1. Quitar la ropa de encima.

-Retire todos los artículos que estén acoplados a la ropa de cama, como el timbre de llamada.

-Afloje la ropa de encima, a la altura de los pies de la cama, y quite la colcha y la manta.

-Deje la sábana encimera sobre el cliente (ésta puede quedarse sobre el cliente si se va a cambiar y si proporciona suficiente abrigo), o sustitúyala por una sábana de baño, de la siguiente manera:

a) Extienda la sábana de baño sobre la sábana de arriba.

b) Pida al cliente que sostenga la parte superior de la sábana de baño.

c) Alcanzando por debajo de la toalla desde un lado, sujete el extremo superior de la sábana y retírela hacia los pies de la cama, dejando la sabana de baño en su sitio.

d) Quite la sábana de la cama y colóquela en la bolsa de la ropa sucia.

2. Mover el colchón hacia arriba en la cama:

-Coloque la cama en la posición plana, si la salud del cliente lo permite.

-Agarre el colchón por las asas, y, utilizando una buena mecánica corporal, mueva el colchón hacia la cabecera de la cama. Pida al cliente que colabore, si puede, cogiéndose a la cabecera de la cama y estirando a medida que usted empuja. Si el cliente pesa mucho puede necesitar la ayuda de otro profesional de enfermería.

3. Cambiar la sábana bajera y la travesera:

-Ayude al cliente a girarse hacia el lado contrario de donde está la ropa limpia.

-Alce la barandilla lateral cercana al cliente. Esto protege al cliente de caídas. Si no hay barandillas laterales, otro profesional de enfermería sostendrá al cliente, colocándose en el otro lado de la cama.

-Afloje las ropas de abajo del lado de la cama, donde está la ropa limpia.

-Doble en acordeón las sábanas travesera y bajera en el centro de la cama.

-Coloque la sábana bajera limpia sobre la cama, y doble verticalmente, en forma de acordeón, la mitad que se va utilizar para el lado más apartado de la cama, tan cerca del cliente como sea posible. Remeta la sábana bajo la mitad más próxima del colchón, y doble la esquina en forma de mitra, si no se está usando una sábana ajustable.

-Coloque la travesera limpia sobre la cama con el pliegue central en el centro de la cama. Doble la mitad superior, en forma de acordeón, verticalmente sobre el centro de la cama, y remeta el extremo más próximo bajo ese lado del colchón.

-Ayude al cliente a darse la vuelta hacia usted, sobre el lado limpio de la cama. El cliente se gira sobre la ropa doblada en forma de acordeón de la parte central de la cama.

-Mueva las almohadas hacia el lado limpio para que las utilice el cliente. Levante la barandilla lateral antes de dejar ese lado de la cama.

-Diríjase al otro lado de la cama, y baje la barandilla lateral.

-Retire la ropa usada, y colóquela en la bolsa de ropa sucia portátil.

-Estire y alise la funda del colchón para eliminar las arrugas. Desdoble la sábana bajera, dejándola uniforme y sin arrugas, y remeta la parte sobrante debajo del colchón.

-Estando enfrente del lateral de la cama, utilice las dos manos para estirar la sábana bajera dejándola uniforme y sin arrugas, y remeta la parte sobrante debajo del colchón.

-Desdoble la travesera, doblada en acordeón, sobre el centro de la cama, y estírela firmemente con ambas manos. Estire la sábana en tres puntos:

a) póngase de frente al lateral de la cama para estirar de la parte central.

b) póngase de frente a la esquina superior, para estirar de la parte inferior

c) Póngase de frente a la esquina inferior para estirar de la parte superior.

-Remeta la parte sobrante debajo del lateral del colchón.

4. Volver a colocar al cliente en el centro de la cama:

-Vuelva a colocar las almohadas en el centro de la cama.

-Ayude al cliente a colocarse en el centro de la cama. Decida qué posición necesita o prefiere el usuario, y ayúdele a adoptar esa posición.

5. Colocar o completar las ropas de encima:

-Extienda la sábana encimera sobre el cliente, y pídale que sostenga el extremo superior de la sábana o remétala bajo los hombros. La sábana debe permanecer sobre el usuario cuando retire la sábana de baño o la sabana usada.

-Complete la parte superior de la cama.

6. Garantizar la seguridad continuada del usuario

-Levante las barandillas laterales. Ponga la cama en la posición baja antes de irse de la habitación.

-Enganche el timbre de llamada a la ropa de cama, al alcance del usuario

-Deje los objetos que utiliza el usuario a una distancia cómoda.









































Derechos Reservados

2 comentarios:

  1. NECESITO LA TECNICA QUE LOS ENCARGADOS DE LAVANDERIA DEBEN EMPLEAR PARA DOBLAR LAS SABANAS QUE LLEVAN A HOSPITALIZACION PARA POSTERIORMENTE SER TENDIDAS SIN NECESIDAD DE SACUDIRLAS. GRACIAS.???????

    ResponderEliminar
  2. Disculpa....Derechos reservados para quien? esta foto de tendido de camas de donde la sacaste por que es privada :( te pido de favor que la quites y pongas otra.
    Atte. Dueña de la Foto!!!!!!

    ResponderEliminar